Tu navegador no soporta JavaScript!

No caigas en una estafa

El último tiempo impulsó el uso de canales digitales para hacer compras, operaciones financieras y manejar nuestras cuentas. Y también creció el riesgo de sufrir ciberataques, estafas virtuales o phishing. En esta nota te contamos todo lo que tenés que saber para estar siempre alerta.
No caigas en estafas
2 mins de lectura

Cómo operan los delincuentes digitales

Los mecanismos que usan los delincuentes son variados, pero la mayoría se hace pasar por representantes de alguna entidad. Suelen pedir contraseñas o información y, con esos datos, robar la plata depositada o solicitar préstamos inmediatos que transfieren a cuentas de desconocidos.

También, buscan aprovecharse de la información que los usuarios publican en redes sociales. Pueden contactar con las víctimas con datos que éstas mismas dejan en los espacios públicos de los perfiles, falsos u oficiales, de las entidades financieras.

Algunas veces las estafas ocurren a través de llamadas telefónicas. Suelen hacerse pasar por organizaciones reconocidas, inventar historias para robar datos o convencer a las personas de que hagan alguna acción.

Hoy queremos compartirte algunos consejos de seguridad

Evitemos el phishing

En el phishing, los ciberdelincuentes nos engañan haciéndonos “morder un anzuelo” para que les brindemos nuestra información. Debemos estar muy alertas y cuidar al máximo nuestra información privada.

  • Desconfiemos de toda comunicación que contenga links sospechosos y/o que nos pida las claves o cualquier otra información confidencial.
  • Naveguemos siempre por sitios de confianza y con buena reputación, evitando hacer clic en publicidades y ventanas emergentes.

Cuidemos las contraseñas

Tal como hacemos con nuestra identidad en el mundo físico, también debemos cuidar nuestras contraseñas en la web.

  • Las contraseñas deben ser secretas y únicas: no debemos anotarlas, compartirlas o reutilizarlas.
  • Tenemos que asegurarlas todo lo posible utilizando al menos 8 caracteres, mayúsculas, minúsculas, números y símbolos.
  • Es importante que cada dispositivo tenga su propia contraseña. Si usamos la misma para todos, cuando una cuenta esté comprometida, ¡el resto también lo estará!

Protejamos nuestras redes

    • Pensemos bien la información que vamos a compartir en internet. Si alguien nos pide datos privados, debemos rechazar la conversación.
    • Nunca, pero nunca, debemos brindar información personal (como contraseñas, números de tarjetas o claves financieras) a otra persona.

Compras seguras

    • Cuando compres online, verificá que la dirección de la página web sea legítima y que se trate de un sitio seguro.

¿Cómo verificar que un sitio sea seguro?

  • Revisar las preguntas frecuentes en la tienda online, de esta forma podremos conocer información importante como una dirección , un correo electrónico , un teléfono e información importante para tu compra.
  • Leer las descripciones de los productos e información.
  • Elegir métodos de pagos seguros, las tiendas online que muestran mayor seguridad contienen métodos de pago bien establecidos. Utilizan pasarelas de pago conocidas , ya que estas tienen gran cantidad de validaciones y de esta forma tus datos estarán seguros.
  • Buscar testimonios o comentarios de la marca , de esta forma podrás conocer quién se encuentra detrás de la tienda y testimonios de personas que hayan realizado una compra en este lugar.

Notas Relacionadas